Como Orar Por Los Alimentos Según La Biblia?

Como Orar Por Los Alimentos Según La Biblia
¿ Cómo orar por los alimentos según la Biblia? Gracias, Señor, porque, de nuevo, hemos podido alimentarnos con los dones que Tú generosamente nos das. Señor, que no haya más hambre en el mundo. Te agradezco, Señor, esta alegría de la mesa: el alimento y la compañía de los míos.

¿Cómo se debe orar por los alimentos?

Oración para bendecir los alimentos – Señor, te alabamos y bendecimos por (con palabras propias se dice lo que se agradece). Gracias, Señor por la vida y el sustento, Tú nos los das por Tu misericordia infinita, no por nuestro merecimiento. Bendice a quienes hicieron posible que recibamos estos alimentos hoy aquí.

¿Donde dice en la Biblia que hay que orar por los alimentos?

Un acto de agradecimiento – Entendiendo que todo lo que somos y tenemos es por la gracia de Dios, orar por los alimentos debe ser un acto solemne de agradecimiento. La Palabra de Dios nos manda a dar gracias a Dios por todo (Ef.5:20) y a hacer todo para la gloria de Dios, incluyendo el comer (1 Corintios 10:31).

Además, como cristianos hemos sido llamados a orar sin cesar y a dar gracias en todo ya que esta es la voluntad de Dios (1 Te.5:16-18). Jesús nos dio ejemplo. En los evangelios podemos encontrar a Jesús bendiciendo los alimentos, o dando gracias al Padre por ellos, en varias ocasiones. Veamos los relatos de la alimentación de los 4 mil y de los 5 mil que encontramos en el libro de Mateo (énfasis añadido): ‘Y ordenando a la muchedumbre que se recostara sobre la hierba, tomó los cinco panes y los dos peces, y levantando los ojos al cielo, bendijo los alimentos, y partiendo los panes, se los dio a los discípulos y los discípulos a la multitud.

Y comieron todos y se saciaron. Y recogieron lo que sobró de los pedazos: doce cestas llenas. Y los que comieron fueron unos cinco mil hombres, sin contar las mujeres y los niños’, Mateo 14:19-21 ‘Jesús entonces les dijo*: ¿Cuántos panes tenéis? Y ellos respondieron: Siete, y unos pocos pececillos.

Y Él mandó a la multitud que se recostara en el suelo; y tomó los siete panes y los peces; y después de dar gracias, los partió y empezó a darlos a los discípulos, y los discípulos a las multitudes’, Mateo 15:34-36 Otro ejemplo lo encontramos cuando, luego de Su resurrección, Jesús se encuentra con dos de los discípulos que iban de camino a una aldea llamada Emaús.

Luego de una larga conversación donde Jesús les revela todo lo que las Escrituras decían acerca de Él, leemos que ‘al sentarse a la mesa con ellos, tomó pan, y lo bendijo ; y partiéndolo, les dio’ (Lc.24:30). ¿Notas lo importante que es para Jesús el bendecir o dar gracias por los alimentos? Pero no es solo a Jesús que encontramos dando gracias a Dios por los alimentos.

¿Cuál es la oración para bendecir la mesa?

Bendícenos, Señor, y bendice estos alimentos que por tu bondad vamos a tomar. Por Jesucristo Nuestro Señor.R. Amén.

¿Qué dijo Jesús de los alimentos?

Leemos en el Levítico 11, 3-20 : ‘De entre los animales, comeréis todo el que tiene pezuña hendida y que rumia. Pero de los que rumian o que tienen pezuña, no comeréis: el camello, porque rumia pero no tiene pezuña hendida, lo tendréis por inmundo.

¿Cómo bendecir la mesa antes de comer?

¿Qué sería la Navidad sin la cena de Nochebuena? A las familias también nos encanta reunirnos alrededor de la mesa en el día de Navidad y en Nochevieja. De hecho, ¿no tienes la sensación de que estos son uno de los momentos cumbres de esta festividad en la que celebramos el Nacimiento del Niño Jesús? A continuación te proponemos unas oraciones para niños con las que podréis bendecir la mesa en Nochebuena y Navidad y así dar gracias a Dios por los alimentos que vamos a disfrutar en familia. Como Orar Por Los Alimentos Según La Biblia En torno a la cena de Nochebuena el 24 de diciembre o la comida de Navidad el 25 de diciembre, las familias religiosas celebran y agradecen con alegría las bendiciones de nuestro Señor a lo largo del año. Para la tradición cristiana, esta cena es la preparación a celebrar la gran fiesta del Nacimiento de Dios, Como Orar Por Los Alimentos Según La Biblia A continuación encontrarás una bonita oración corta escrita por Inma Catalán para bendecir la mesa en Nochebuena o Navidad, La idea es que enseñemos a nuestros hijos a rezar a través de este tipo de oraciones cortas y cotidianas que los pequeños no tendrán dificultad en memorizar,

  • En torno a esta mesa, nos reunimos para celebrar junto a ti Jesús, tu llegada.
  • Bendice a esta familia que unidos en tu amor agradecemos los dones recibidos,
  • Abre nuestros corazones para que se llenen de tu misericordia, que desborden generosidad y solidaridad con nuestros hermanos.
  • Que la Buena Nueva que traes llegue a cada uno de nosotros para que seamos capaces de vivir una Navidad desde el amor y la fe.

Amén. Como Orar Por Los Alimentos Según La Biblia Por lo general, las familias bendicen la mesa antes de ponerse a comer para dar gracias por los alimentos de los que pueden disfrutar. Sin embargo, también se puede bendecir y repetir nuestro agradecimiento cuando terminan de comer. Se puede hacer con frases sencillas y cortas como: ‘ Te damos gracias, Señor, por todos tus beneficios; Tú que vives y reinas por los siglos de los siglos; amén ‘; o ‘El Señor nos dé su paz y la vida eterna; amén’.

  1. A continuación te proponemos otra de nuestras oraciones para niños favoritas con las que bendecir la mesa en Nochebuena, Nochevieja, Navidad,
  2. ¡o en cualquier otro momento del año! Bendice, Señor, nuestra mesa en este día de Luz.
  3. Quienes vamos a cenar celebrándote sabemos que la fiesta eres Tú que nos invitas a nacer siempre de nuevo,

Gracias por el pan y el trabajo, por la generosidad y la esperanza. Llena nuestra mesa de fuerza y ternura para ser personas justas, llena de paz nuestras vidas y que la amistad y la gratitud alimenten cada día del año. Tú eres bendición para nosotros, por eso, en esta noche fraterna, bendice la tierra toda, bendice nuestro país. Como Orar Por Los Alimentos Según La Biblia Es posible que conozcas esta oración como una plegaria de Navidad. Dado que te proponemos rezarla junto a tu familia delante de la mesa antes de cenar en Nochebuena, la hemos reducido un poco para que no se os quede fría la comida. Las oraciones cortas ayudan a los niños a acercarse a Jesús y a aprender a hablar con Nuestro Señor.

  1. Niño de Belén, en esta noche de Navidad me pongo de rodillas ante Ti, en la humildad y la pobreza del pesebre, para adorarte como mi Dios y Salvador, y para hacerte mi súplica confiada.
  2. Te quiero pedir, Jesús, que en esta noche, la noche de la salvación, el mundo se dé una tregua, las armas callen su voz, y todos los hombres y mujeres del mundo, unamos nuestro canto al canto de los ángeles: ‘Gloria a Dios en las alturas y en la tierra paz a los hombres que gozan de su amor’.

Amén Como Orar Por Los Alimentos Según La Biblia Las oraciones para niños que te proponemos son más o menos complicadas para los pequeños, por lo que te recomendamos que las leas y las simplifiques si consideras que es necesario. El siguiente rezo es perfecto para hablar con Dios en Navidad y darle gracias por sus bendiciones a lo largo de todo el año.

  1. Para bendecir la mesa en la cena de Nochebuena o Nochevieja, no dudes en rezarla antes de empezar a comer.
  2. Señor Jesús, Tú eres amor y vida.
  3. Has querido nacer como todos nacemos, de una mujer.
  4. De esta forma has bendecido a la familia,
  5. Haz que cada familia se convierta en verdadero santuario de vida y amor.
See also:  Cual Es El Verdadero Evangelio Segun La Biblia?

Haz que tu Gracia guíe los pensamientos y las obras de los esposos, hacia el bien de sus familias. Haz que las jóvenes generaciones encuentren en la familia un fuerte apoyo para su crecimiento en la verdad y en el amor. Haz que los niños sean esa semilla de esperanza en la familia y así, con nuestro amor renueve su inocencia.

Haz que el amor santificado por la gracia del matrimonio, se demuestre más fuerte que cualquier debilidad y cualquier crisis. Amén. Y, por último, te proponemos una nueva oración corta para bendecir la mesa en Navidad o Nochebuena. Se trata de un rezo corto, por lo que no tenemos excusa para no dedicar unos minutos antes de comer y agradecerle a Dios las recetas que vamos a comer en esta festividad.

Dios de infinita bondad, que en tu Hijo, nacido de la Virgen María, has manifestado tu amor a los hombres; bendícenos, bendice el alimento que vamos a tomar y haz que nuestros corazones siempre estén más solícitos hacia nuestros hermanos. Por Jesucristo, nuestro Señor.

¿Cómo es la bendición de los alimentos?

BENDECIR LA MESA Como Orar Por Los Alimentos Según La Biblia Bendecir la mesa es una forma de dar gracias a Dios por los alimentos que nos concede que son necesarios para sostener nuestra vida. Al mismo tiempo que aumenta los lazos entre las personas que comparten la mesa, nos recuerda que hay personas que no tienen suficientes alimentos para desarrollar su cuerpo y mantenerse sanos, y que hemos de ser generosos con ellos, y es una invitación a no desperdiciar la comida.

  1. Según las estadísticas, hasta un 30% de los alimentos no son consumidos por uno u otro motivo, y mientras unos comen más de la cuenta, otros pasan hambre.
  2. La bendición de la mesa nos recuerda también la última cena del Señor, cuando instituyó la Eucaristía.
  3. Cuando comemos en familia, en la comunidad religiosa, en un encuentro entre cristianos, etc, en cada momento, antes de comer hemos de encontrar la mejor manera de dar gracias a Dios por los alimentos.

Ofrecemos algunos ejemplos de bendición de mesa extraídos de la hoja verde ‘ Bendecir la mesa ‘ editada por el CPL:

Bendícenos, Señor y bendice estos alimentos que vamos a tomar.

En el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo. Amén.

Te bendecimos, Señor, porque nos das estos alimentos.

Bendice a cuantos nos reunimos en torno a esta mesa acogedora. Amén.

Bendito seas, Señor, por esta comida que vamos a compartir.

y que es signo de paz, de alegría y fraternidad. Amén.

Te alabamos, te bendecimos, Señor, porque estás aquí en medio de nosotros, y nos acompañas en la mesa.

Haz que sepamos reconocer también tu presencia en todas las personas y especialmente en los más pobres. Amén.

Padre de todos, bendice esta mesa y estrecha entre nosotros los lazos de tu amor. Amén.

CONSELL PASTORAL PARROQUIAL Es reunirà aquest dilluns a les 21h. en la darrera trobada del curs, per tractar sobretot de la parròquia durant l´estiu i la celebració de St. Ramon. MISA EN LA REDIDENCIA DE COLLBLANC El martes a las 16h30´, en la segunda planta.

¿Qué dice Hechos 10 15?

15 Y volvió la voz a él la segunda vez: Lo que Dios ha limpiado, no lo llames tú común.16 Y esto ocurrió tres veces; y el lienzo volvió a ser recogido en el cielo.

¿Que no falte alimento en mi casa?

1 He aquí, yo a envío a mi b mensajero, y él preparará el camino delante de mí; y c vendrá súbitamente a su d templo el Señor a quien vosotros buscáis, el mensajero del e convenio en quien vosotros os complacéis. He aquí, viene, ha dicho Jehová de los ejércitos.2 ¿Y quién podrá a soportar el día de su b venida ?, o, ¿quién podrá c estar cuando él se manifieste? Porque él es como fuego d purificador y como jabón de lavadores.3 Y se sentará para a refinar y purificar la plata, porque b purificará a los c hijos de Leví; los refinará como a oro y como a plata, y ofrecerán a Jehová d ofrenda en justicia.4 Y será a grata a Jehová la ofrenda de b Judá y de Jerusalén, como en los días pasados y como en los años antiguos.5 Y me acercaré a vosotros para a juicio ; y seré testigo veloz contra los hechiceros, y contra los adúlteros, y contra los que juran falsamente y contra los que oprimen al jornalero en su salario, a la viuda y al huérfano, y contra los que apartan al extranjero de su derecho y sin tener temor de mí, dice Jehová de los ejércitos.6 Porque yo soy Jehová y no cambio; por esto vosotros, hijos de a Jacob, no habéis sido consumidos.7 Desde los días de vuestros a padres os habéis apartado de mis b estatutos, y no los habéis guardado.

  1. C Volveos a mí, y yo me volveré a vosotros, ha dicho Jehová de los ejércitos.
  2. Pero dijisteis: ¿En qué hemos de volvernos? 8 ¿Robará el hombre a Dios? Pues vosotros me habéis robado.
  3. Y dijisteis: ¿En qué te hemos robado? En vuestros a diezmos y ofrendas.9 a Malditos sois con maldición, porque vosotros, la nación toda, me habéis robado.10 Traed todos los diezmos al alfolí, y haya alimento en mi casa; y probadme ahora en esto, dice Jehová de los ejércitos, si no os abriré las ventanas de los cielos y derramaré sobre vosotros a bendición hasta que sobreabunde.11 Reprenderé también por vosotros al a devorador, y no os destruirá el fruto de la tierra, ni vuestra vid en el campo será estéril, dice Jehová de los ejércitos.12 Y todas las naciones os llamarán bienaventurados, porque seréis tierra deseable, dice Jehová de los ejércitos.13 Vuestras palabras contra mí han sido duras, dice Jehová.

Y dijisteis: ¿Qué hemos hablado contra ti? 14 Habéis dicho: Por demás es servir a Dios. Y, ¿qué aprovecha que guardemos su ley y que andemos afligidos delante de Jehová de los ejércitos? 15 Decimos, pues, ahora: Bienaventurados los soberbios; sí, los que hacen lo malo son prosperados; sí, tientan a Dios y escapan.16 Entonces los que temían a Jehová hablaron, cada uno a su compañero; y Jehová escuchó y oyó, y fue escrito un a libro de memorias delante de él para los que temen a Jehová y para los que piensan en su nombre.17 Y serán especial tesoro para mí, ha dicho Jehová de los ejércitos, en el día en que yo a integre mis joyas; y los perdonaré, como el hombre que perdona a su hijo que le sirve.18 Entonces os volveréis y a discerniréis la diferencia que hay entre el justo y el malo, entre el que sirve a Dios y el que no le sirve.

¿Cómo se dice antes de comer?

Frases para bendecir la mesa: – Si deseas poder inspirarte para poder bendecir la mesa correctamente, tenemos estas frases que seguro, te pueden servir.

  • Bendícenos, oh Señor, por estos alimentos que estamos a punto de recibir de tu generosidad por medio de Cristo nuestro Señor. Amén.
  • Señor, gracias por la comida que tenemos ante nosotros, la familia y amigos a nuestro lado y el amor entre nosotros. Amén.
  • Gracias, Dios por esta comida. Por el descanso y el hogar. Por el viento y lluvia y sol arriba. Por todos a los que amamos. Amén.
  • Te agradecemos Señor, por todo lo que das; la comida que comemos, las vidas que vivimos; y a nuestros seres queridos muy lejos, por favor envía nuestras bendiciones, Señor, oremos. Y ayúdanos a todos a vivir nuestros días con corazones agradecidos. Amén.
  • Señor, haz que realmente estemos agradecidos por estas y todas las otras bendiciones. En el nombre de Jesús. Amén.
  • Gracias por estos alimentos. Señor, gracias por un día más con estas bendiciones y gracias por todo lo que nos das. Amén.
  • Señor bendice estos alimentos que vamos a tomar. Amén.
See also:  Que Dice La Biblia Sobre Los Contenciosos?

¿Cómo orar en la noche antes de dormir?

Oración nocturna por descanso – Padre celestial, mientras me acuesto para dormir, relaja la tensión de mi cuerpo, calma la inquietud de mi mente y aquieta los pensamientos que me preocupan y me desconciertan. Ayúdame a reposar mi ser y todos mis problemas en tus fuertes y amorosos brazos.

  1. Permite que tu Espíritu Santo ministre mi mente y mi corazón mientras duermo, para que, cuando me despierte por la mañana, sienta que he recibido luz para mi camino, fuerza para mis tareas, paz para mis preocupaciones y perdón de mis pecados.
  2. Concédeme esta noche el sueño y mañana la fuerza para vivir.

En el nombre de Jesús. Amén.

¿Cómo se bendice?

El poder de bendecir 19 de Dic, 2013 ¿Alguna vez han creído en la idea de que bendecir es un trabajo divino y que nosotros, simples mortales, no tenemos ni el derecho ni la autoridad para bendecir a los demás? Entonces, ¿por qué podemos maldecir con tanta facilidad? Sin cuestionarlo, maldecimos, pero cuando se trata de bendecir nos sentimos limitados.

Hablar en positivo y pensar en positivo. Cuando bendices algo, estás dándole la orden al universo para que lo engrandezca, estás diciendo que valoras a esa persona –o situación– y que quieres que sea mejor. Bendecir es sumamente positivo para ti, es realmente beneficioso.

La bendición es tan poderosa que rompe con cualquier maldición. Así que siempre debemos bendecir incluso a los que nos maldigan, de esta manera la bendición viene sobre ti, te alcanza y te llena de abundancia. Acostúmbrate a bendecir a todas las personas y a las situaciones tanto positivas como negativas.

Enfoca tus bendiciones en lo que sí deseas no en lo que no te gusta. Si no te gusta tu economía, bendice tu prosperidad, bendice tu sueldo, bendice tu dinero. Si quieres conservar tu trabajo, bendice todo lo bueno que tiene tu trabajo Si te falta amor en tu relación de pareja, bendice el amor que sientes por tu pareja, etc.

Bendice todo lo que deseas. Eso es lo hermoso de bendecir. Nos lleva de un estado de crítica y negatividad donde juzgamos y condenamos a un reino de bienestar, de ‘estar presente en el aquí y ahora’ y nos permite inmediatamente mover nuestra vibración al estado más alto posible, que es el del amor incondicional.

  1. Recuerda que el opuesto de ‘bendecir’ es ‘maldecir’.
  2. Si maldices, el mal que deseas te será devuelto.
  3. La ley de Causa y Efecto nunca falla.
  4. Bendecir es muy fácil, basta con tener la intención de enviar todo el amor y desear desde tu interior el bien a la persona o situación.
  5. Una manera de hacerlo es pensar en alguien a quien deseas bendecir.

Con tus ojos cerrados, imagina a esta persona parada en frente de ti, en el centro de un espacio caótico. El caos representa todos los pensamientos, sentimientos y juicios que ésta persona tiene sobre su propia vida, así como todos los pensamientos, sentimientos y opiniones que tú y otros tienen en referencia a esa persona.

Ahora imagina una luz brillante llenando el espacio en el que se encuentra la persona a la que vas a bendecir, y mientras esta luz brilla, verás que el caos se disuelve, dejándola con un espacio ordenado, limpio y abierto a su alrededor. Sin estar ya presionado por la complejidad de sus propias formas de pensamiento, ahora es libre para crecer y estar tan alto como su ‘yo’ interior se lo permita.

Así mismo lo puedes hacer con situaciones o cosas. No creas mis palabras Compruébalo tú y date cuenta que al bendecir a otros, el beneficiado y bendecido siempre vas a ser tú. Fue un gran regalo compartir con ustedes en este espacio una parte de mi. Les deseo una Navidad alegre, libre de culpa y resentimiento, con un corazón que ha reconocido que Dios habita en él y que lo único real es el amor.

¿Por qué la oración es un alimento espiritual?

La oración alimenta nuestra memoria – La oración nos recuerda que somos hijos de un amoroso Padre Celestial que nos concede acceso personal a Él y a Sus realidades eternas. Como : ‘No se trata de qué palabras usamos Es una forma de acercarse al Padre Celestial con la intención de que Él nos reconozca personalmente.

Él es el Dios de todo, el Padre de todos y aun así está dispuesto a prestar toda Su atención a uno de Sus hijos’. Un ejemplo de esto es cuando José Smith, mientras estaba en la cárcel de Liberty, suplicó en oración desesperada, ‘Oh Dios, ¿en dónde estás?’. Un amoroso Padre respondió: ‘Hijo mío, paz a tu alma; tu adversidad y tus aflicciones no serán más que por un breve momento’ (; cursiva agregada).

Es probable que ese reconocimiento personal le diera a José el alimento para soportar un poco más. Desde José Smith a Moisés y María, la madre de Jesús, hay numerosos ejemplos en las Escrituras de Dios usando Su voz o la voz de Sus siervos para hablar a Sus hijos en su nombre.

Es tanto sencilla como profunda, algo que el presidente Gordon B. Hinckley nos recuerda en unas frases cortas: Son, ciertamente, de Dios. Él es su Padre Eterno y los ama. Pueden acudir a Él en oración. Él ha invitado a hacerlo. Es algo maravilloso. Él es el más grande de todos, el Creador y Gobernante del universo, y, sin embargo, escuchará su oración.

Es esa relación personal con Dios lo que nos da la fortaleza que necesitamos para resistir las tormentas de la vida. Todo gozo es una bendición, y toda prueba es una invitación a acercarnos más a Él y confiar en Su gracia a medida que avanzamos.

¿Cuál es el alimento espiritual?

Acudir a la Biblia como nuestro alimento – Dios nos dió Su Palabra, la Biblia no para que la usemos como nuestro libro de texto, pero para que la tomemos como nuestra comida. La Biblia esta llena de vida, habiendo sido dada por el aliento de Dios mismo, además, Sus palabras dan vida.

Lo que determina que nos sintamos vacíos o insatisfechos después de haber leído o estudiado la Biblia dependerá de si acudimos a la Biblia como la comida que nos da vida y nos nutre o todo lo contrario. Si vemos la Biblia simplemente como un libro del cual podemos acumular conocimiento bíblico y no tocamos el Espíritu de vida en la Palabra de Dios, no recibiremos la nutrición que necesitamos para crecer en la vida de Dios y vivir una vida cristiana normal y saludable.

De hecho, leer o estudiar la Biblia sin tocar la vida que hay en las palabras, nos pueden dañar. Pablo nos advierte acerca de esto en 2 Corintios 3:6: ‘La letra mata, mas el Espíritu vivifica’. Cada vez que acudimos a la Palabra, es necesario que ejercitemos nuestro espíritu a fin de tocar el Espíritu que vivifica en la Palabra.

  1. De esta manera, experimentaremos ser satisfechos y vivificados cuando acudimos a la Biblia como nuestra comida, lo cual era la intención de Dios.
  2. ¿De qué manera comemos la Biblia? Esté pendiente a una entrada próxima del blog que mencionará puntos prácticos de cómo ser nutridos con la Palabra de Dios.
See also:  Como Aprender A Interpretar La Biblia?

Pida una Biblia de estudio gratuita que le ayudará a entender la Palabra de Dios : La Biblia como nuestro alimento espiritual

¿Qué dice el capítulo 14 de Romanos?

1 Recibid al a débil en la fe, pero no para b contender sobre opiniones.2 Porque uno cree que se ha de comer de todo; otro, que es débil, come solo legumbres.3 El que come, no menosprecie al que no come; y el que no come, no a juzgue al que come, porque Dios le ha aceptado.4 Tú, ¿quién eres, que juzgas al siervo ajeno? Para su propio señor está en pie, o cae; pero se afirmará, porque poderoso es el Señor para afirmarle.5 Uno hace diferencia entre día y día; otro juzga iguales todos los días.

  • Cada uno esté plenamente convencido en su opinión.6 El que hace caso del día, lo hace para el Señor; y el que no hace caso del día, no lo hace para el Señor.
  • El que come, come para el Señor, porque da gracias a Dios; y el que no come, no come para el Señor, y da gracias a Dios.7 Porque ninguno de nosotros vive para sí, y ninguno muere para sí.8 Si vivimos, para el Señor vivimos; y si morimos, para el Señor a morimos,

Así que, ya sea que vivamos, o que muramos, del Señor somos.9 Porque Cristo para esto murió, y resucitó y volvió a vivir, para ser a Señor tanto de los b muertos como de los que viven.10 Pero tú, ¿por qué juzgas a tu hermano? O tú también, ¿por qué menosprecias a tu hermano? Porque todos compareceremos ante el a tribunal de Cristo.11 Porque escrito está: Vivo yo, dice el Señor, que ante mí a se doblará toda rodilla, y toda lengua b confesará a Dios.12 De manera que, cada uno de nosotros dará a Dios cuenta de sí mismo.13 Así que, no nos juzguemos más los unos a los otros; antes bien, decidid no poner a tropiezo ni obstáculo al hermano.14 Yo sé, y confío en el Señor Jesús, que de por sí nada hay a inmundo ; pero para el que piensa que alguna cosa es inmunda, para él es inmunda.15 Pero si por causa de la comida tu hermano es contristado, ya a no andas conforme a b la caridad.

No destruyas c con tu comida a aquel por quien Cristo murió.16 No dejéis que se hable mal de vuestro bien, 17 porque el reino de Dios no es comida ni bebida, sino justicia, y paz y gozo en el Espíritu Santo.18 Porque el que en esto sirve a Cristo, agrada a Dios, y es aprobado por los hombres.19 Así que, sigamos lo que conduce a la a paz, y a la edificación de los unos a los otros.20 No destruyas la obra de Dios por causa de la comida.

Todas las cosas a la verdad son limpias; pero es malo que el hombre coma algo que haga tropezar a otro.21 Bueno es no comer carne, ni beber vino, ni nada en que tu hermano tropiece, o se ofenda o se debilite.22 ¿Tienes tú fe? Tenla para contigo delante de Dios.

¿Cómo aprender a bendecir?

El poder de bendecir 19 de Dic, 2013 ¿Alguna vez han creído en la idea de que bendecir es un trabajo divino y que nosotros, simples mortales, no tenemos ni el derecho ni la autoridad para bendecir a los demás? Entonces, ¿por qué podemos maldecir con tanta facilidad? Sin cuestionarlo, maldecimos, pero cuando se trata de bendecir nos sentimos limitados.

Hablar en positivo y pensar en positivo. Cuando bendices algo, estás dándole la orden al universo para que lo engrandezca, estás diciendo que valoras a esa persona –o situación– y que quieres que sea mejor. Bendecir es sumamente positivo para ti, es realmente beneficioso.

La bendición es tan poderosa que rompe con cualquier maldición. Así que siempre debemos bendecir incluso a los que nos maldigan, de esta manera la bendición viene sobre ti, te alcanza y te llena de abundancia. Acostúmbrate a bendecir a todas las personas y a las situaciones tanto positivas como negativas.

  1. Enfoca tus bendiciones en lo que sí deseas no en lo que no te gusta.
  2. Si no te gusta tu economía, bendice tu prosperidad, bendice tu sueldo, bendice tu dinero.
  3. Si quieres conservar tu trabajo, bendice todo lo bueno que tiene tu trabajo Si te falta amor en tu relación de pareja, bendice el amor que sientes por tu pareja, etc.

Bendice todo lo que deseas. Eso es lo hermoso de bendecir. Nos lleva de un estado de crítica y negatividad donde juzgamos y condenamos a un reino de bienestar, de ‘estar presente en el aquí y ahora’ y nos permite inmediatamente mover nuestra vibración al estado más alto posible, que es el del amor incondicional.

Recuerda que el opuesto de ‘bendecir’ es ‘maldecir’. Si maldices, el mal que deseas te será devuelto. La ley de Causa y Efecto nunca falla. Bendecir es muy fácil, basta con tener la intención de enviar todo el amor y desear desde tu interior el bien a la persona o situación. Una manera de hacerlo es pensar en alguien a quien deseas bendecir.

Con tus ojos cerrados, imagina a esta persona parada en frente de ti, en el centro de un espacio caótico. El caos representa todos los pensamientos, sentimientos y juicios que ésta persona tiene sobre su propia vida, así como todos los pensamientos, sentimientos y opiniones que tú y otros tienen en referencia a esa persona.

  1. Ahora imagina una luz brillante llenando el espacio en el que se encuentra la persona a la que vas a bendecir, y mientras esta luz brilla, verás que el caos se disuelve, dejándola con un espacio ordenado, limpio y abierto a su alrededor.
  2. Sin estar ya presionado por la complejidad de sus propias formas de pensamiento, ahora es libre para crecer y estar tan alto como su ‘yo’ interior se lo permita.

Así mismo lo puedes hacer con situaciones o cosas. No creas mis palabras Compruébalo tú y date cuenta que al bendecir a otros, el beneficiado y bendecido siempre vas a ser tú. Fue un gran regalo compartir con ustedes en este espacio una parte de mi. Les deseo una Navidad alegre, libre de culpa y resentimiento, con un corazón que ha reconocido que Dios habita en él y que lo único real es el amor.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *