Quien Ayudo A Jesus A Cargar La Cruz Biblia?

Quien Ayudó A Jesús A Cargar La Cruz Biblia
Según los evangelios de Marcos, Mateo y Lucas, Simón de Cirene o El Cirineo, padre de Alejandro y Rufo, fue la persona encargada de ayudar a Jesús a cargar con la cruz en el día de su crucifixión y muerte.

¿Quién era Alejandro y Rufo en la Biblia?

Rufo (en latín Rufus, que significa pelirrojo) fue un cristiano del siglo I mencionado en Marcos 15:21​ junto a su hermano Alejandro, y a su padre, Simón, procedente de Cirene, descrito como que se vio obligado a ayudar a llevar la cruz en la que Jesucristo fue crucificado.

¿Qué dice Mateo 27 32?

Mateo 27

  • 1 Y cuando llegó la mañana, todos los principales sacerdotes y los ancianos del pueblo entraron en consejo contra Jesús, para entregarle a muerte.
  • 2 Y lo llevaron atado y lo entregaron a, el gobernador.
  • 3 Entonces Judas, el que le había entregado, viendo que era condenado, devolvió arrepentido las treinta piezas de plata a los principales sacerdotes y a los ancianos,

4 diciendo: Yo he pecado entregando sangre inocente. Pero ellos dijeron: ¿Qué nos importa a nosotros? ¡!

  1. 5 Entonces, arrojando las piezas de plata en el templo, salió, y fue se ahorcó.
  2. 6 Y los principales sacerdotes, tomando las piezas de plata, dijeron: No es lícito echarlas en el, porque es precio de sangre.
  3. 7 Pero después de haber deliberado, compraron con ellas el del alfarero, para sepultura de los extranjeros.
  4. 8 Por lo cual aquel campo se ha llamado Campo de Sangre hasta el día de hoy.
  5. 9 Entonces se cumplió lo que fue dicho por el profeta Jeremías, cuando dijo: Y tomaron las treinta piezas de plata, precio del, que fue fijado por los hijos de Israel;
  6. 10 y las dieron para el campo del alfarero, como me ordenó el Señor.

11 Y Jesús estaba de pie delante del gobernador; y el gobernador le preguntó, diciendo: ¿Eres tú el ? Y Jesús le dijo:,

  • 12 Y al ser acusado por los principales sacerdotes y por los ancianos, nada respondió.
  • 13 Pilato entonces le dijo: ¿No oyes cuántas cosas testifican contra ti?
  • 14 Pero Jesús no le respondió ni una palabra, de tal manera que el gobernador se maravillaba mucho.
  • 15 Y, en el día de la fiesta, acostumbraba el gobernador soltar un preso al pueblo, el que quisiesen.
  • 16 Y tenían entonces un preso famoso que se llamaba Barrabás.

17 Y habiéndose ellos reunido, les dijo Pilato: ¿A quién queréis que os suelte? ¿A Barrabás o a Jesús, que es llamado el Cristo?,

  1. 18 porque sabía que por envidia le habían,
  2. 19 Y estando él sentado en el tribunal, su esposa le mandó decir: No tengas nada que ver con ese justo, porque hoy he padecido muchas cosas en por causa de él.
  3. 20 Pero los principales sacerdotes y los ancianos persuadieron al pueblo de que pidiese a Barrabás, y de que se diese muerte a Jesús.

21 Y respondiendo el gobernador, les dijo: ¿A cuál de los dos queréis que os suelte? Y ellos dijeron: ¡A Barrabás! 22 Pilato les dijo: ¿Qué, pues, haré con Jesús, que es llamado el Cristo? Le dijeron todos: ¡Sea ! 23 Y el gobernador les dijo: Pues, ¿qué mal ha hecho? Pero ellos gritaban, diciendo: ¡Sea crucificado! 24 Y viendo Pilato que, sino que se hacía más alboroto, tomó agua y se lavó las manos delante del pueblo, diciendo: Inocente soy yo de la sangre de este,

  • 25 Y respondiendo todo el pueblo, dijo: Su sea sobre nosotros y sobre nuestros hijos.
  • 26 Entonces les soltó a Barrabás; y habiendo azotado a Jesús, le entregó para ser crucificado.
  • 27 Entonces los soldados del gobernador llevaron a Jesús al y reunieron alrededor de él a toda la compañía;
  • 28 y desnudándole, le echaron encima manto de escarlata;
  1. 29 y pusieron sobre su cabeza una corona tejida de espinas, y una caña en su mano derecha; e hincando la rodilla delante de él, se burlaban de él, diciendo: ¡Salve, Rey de los judíos!
  2. 30 Y en él, tomaron la caña y le golpeaban la cabeza.
  3. 31 Y después que le hubieron escarnecido, le quitaron el manto, y le pusieron sus ropas y le llevaron para crucificarle.
  4. 32 Y al salir, hallaron a un cireneo que se llamaba Simón; a este obligaron a que llevase la cruz.
  5. 33 Y cuando llegaron al lugar llamado Gólgota, que significa: Lugar de la,
  6. 34 le dieron de beber mezclado con hiel; pero después de haberlo probado, no quiso beber lo.
  7. 35 Y después que le hubieron, repartieron entre sí sus ropas, echando suertes, para que se cumpliese lo que fue dicho por el profeta: repartieron mis ropas, y sobre mi ropa echaron suertes.
  8. 36 Y sentados le custodiaban allí.
  9. 37 Y pusieron sobre su cabeza su acusación escrita: Este es Jesús, el Rey de los judíos,
  10. 38 Entonces crucificaron con él a dos ladrones, uno a la derecha y otro a la izquierda.
  11. 39 Y los que pasaban le injuriaban, meneando la cabeza,
  12. 40 y diciendo: Tú, el que derribas el templo y en tres días lo reedificas, sálvate a ti mismo; si eres el, desciende de la cruz.
  13. 41 De esta manera también los principales sacerdotes, escarneciéndole con los escribas y los fariseos y los ancianos, decían:

42 A otros salvó, pero a sí mismo no puede salvarse. Si es el Rey de Israel, descienda ahora de la cruz, y creeremos en él.

  • 43 en Dios; líbrele ahora si le quiere, porque ha dicho: Soy el,
  • 44 También le insultaban los ladrones que estaban crucificados con él.
  • 45 Y desde la hora sexta hubo sobre toda la tierra hasta la hora novena.

46 Y cerca de la hora novena, Jesús clamó a gran voz, diciendo: ¡Elí, Elí!, ¿lama sabactani? Esto es: ¡ mío, Dios mío!, ¿por qué me has desamparado?

  1. 47 Y algunos de los que estaban allí, al oírle, decían: A llama este.
  2. 48 Y enseguida, corriendo uno de ellos, tomó una esponja, y la empapó de vinagre, y poniéndola en una caña, le dio de beber.
  3. 49 Pero los otros decían: Deja, veamos si viene Elías a librarle.
  4. 50 Mas Jesús, habiendo otra vez clamado a voz, entregó el espíritu.
  5. 51 Y he aquí, el del templo se rasgó en dos, de arriba abajo; y la tembló y las rocas se partieron;
  6. 52 y se abrieron los, y muchos cuerpos de se ;
  7. 53 y saliendo de los sepulcros, después de la resurrección de Jesús, vinieron a la y se aparecieron a muchos.
  8. 54 Y cuando el centurión y los que estaban con él custodiando a Jesús vieron el terremoto y las cosas que habían sido hechas, temieron en gran manera y dijeron: ¡Verdaderamente este era el Hijo de Dios!
  9. 55 Y estaban allí muchas mujeres mirando de lejos, las cuales habían seguido a Jesús desde Galilea, sirviéndole,
  10. 56 entre las cuales estaban María Magdalena, y María la madre de Jacobo y de José, y la madre de los hijos de Zebedeo.
  11. 57 Y al atardecer, vino un hombre rico de Arimatea, llamado, que también había sido discípulo de Jesús.
  12. 58 Este fue a Pilato y pidió el cuerpo de Jesús; entonces Pilato mandó que se le diese el cuerpo.
  13. 59 Y tomando José el cuerpo, lo envolvió en una sábana limpia
  14. 60 y lo puso en su sepulcro nuevo, que había labrado en la peña; y después de haber hecho rodar una gran piedra a la entrada del, se fue.
  15. 61 Y estaban allí María Magdalena y la otra María, sentadas delante del sepulcro.
  16. 62 Y al día siguiente, que es después de preparación, se reunieron los principales sacerdotes y los fariseos ante Pilato,
  17. 63 y le dijeron: Señor, nos acordamos de que aquel engañador dijo, viviendo aún: de tres días resucitaré.
See also:  En Que Parte De La Biblia Sale La Palabra Sobrenatural?

64 Manda, pues, que se asegure el sepulcro hasta el tercer día; no sea que vengan sus discípulos de noche, y lo hurten y digan al pueblo: Resucitó de entre los muertos. Y será el postrer peor que el primero.65 Y Pilato les dijo: Ahí tenéis una guardia; id, aseguradlo como sabéis.66 Entonces ellos fueron y aseguraron el sepulcro, sellando la piedra y poniendo la guardia.

¿Quién es Simón en la Biblia?

Simón el Cananeo, también llamado Simón el Zelote, fue uno de los doce apóstoles de Jesús de Nazaret. Es el apóstol del que existe menos información. ​​ El teólogo y doctor de la Iglesia Jerónimo de Estridón no le menciona en su obra De viris illustribus (Los varones ilustres), escrita entre el 392-393.

¿Quién fue Lucio de Cirene en la Biblia?

Había, entonces, en la iglesia que estaba en Antioquía, profetas y maestros: Bernabé, Simón el que se llamaba Niger, Lucio de Cirene, Manaén el que se había criado junto con Herodes el tetrarca, y Saulo.

¿Qué dice en Romanos 16 16?

Romanos 16

  • 1 Os encomiendo a Febe, nuestra hermana, quien está al servicio de la iglesia que está en Cencrea;
  • 2 que la recibáis en el Señor, como es digno de los santos, y que la ayudéis en cualquier cosa en que a ella le sea menester; porque ella ha ayudado a muchos y también a mí mismo.
  • 3 Saludad a Priscila y a Aquila, mis colaboradores en Cristo Jesús,
  • 4 que expusieron su vida por mí, a quienes no solo yo doy gracias, sino también todas las iglesias de los gentiles;

5 saludad, asimismo, a la iglesia que se reúne en su casa. Saludad a Epeneto, amado hermano mío, que es las primicias de Acaya para Cristo.

  1. 6 Saludad a María, quien ha trabajado mucho entre vosotros.
  2. 7 Saludad a Andrónico y a Junias, mis parientes y mis compañeros de prisiones, los que son muy estimados por los apóstoles, quienes también fueron antes de mí en Cristo.
  3. 8 Saludad a Amplias, amado hermano mío en el Señor.
  4. 9 Saludad a Urbano, nuestro colaborador en Cristo Jesús, y a Estaquis, amado hermano mío.

10 Saludad a Apeles, aprobado en Cristo. Saludad a los que son Aristóbulo.11 Saludad a Herodión, mi pariente. Saludad a los que son la casa de Narciso, los que están en el Señor.12 Saludad a Trifena y a Trifosa, que trabajan arduamente en el Señor. Saludad a la amada Pérsida, quien ha trabajado mucho en el Señor.

  • 13 Saludad a Rufo, escogido en el Señor, y a su madre que lo es también mía.
  • 14 Saludad a Asíncrito, y a Flegonte, a Hermas, a Patrobas, a Hermes y a los hermanos que están con ellos.
  • 15 Saludad a Filólogo y a Julia, a Nereo y a su hermana, y a Olimpas y a todos los santos que están con ellos.

16 Saludaos los unos a los otros con santo. Os saludan todas las de Cristo.

  1. 17 Y os ruego, hermanos, que os en los que disensiones y tropiezos en contra de la doctrina que vosotros habéis aprendido; y apartaos de ellos.
  2. 18 Porque tales personas no sirven a nuestro Señor Jesucristo, sino a sus propios vientres, y con palabras y lisonjas engañan los corazones de los ingenuos.
  3. 19 Porque vuestra obediencia ha venido a ser notoria a todos, así que me gozo de vosotros; pero quiero que seáis para el bien, e inocentes en el mal.

20 Y el Dios de paz aplastará pronto a bajo vuestros pies. La gracia de nuestro Señor Jesucristo sea con vosotros.21 Os saludan Timoteo, mi colaborador, y Lucio y Jasón y Sosípater, mis parientes.22 Yo, Tercio, que escribí la epístola, os saludo en el Señor.23 Os saluda Gayo, hospedador mío, y de toda la iglesia.

Os saluda Erasto, tesorero de la ciudad, y el hermano Cuarto.24 La gracia de nuestro Señor Jesucristo sea con todos vosotros. Amén.25 Y al que puede confirmaros según mi evangelio, y la predicación de Jesucristo, según la revelación del que se ha mantenido escondido desde tiempos eternos, 26 pero que ha sido manifestado ahora, y que por las Escrituras de los profetas, según el mandamiento del Dios eterno, se ha declarado a todas las naciones para que la fe; 27 al único y sabio Dios, sea la gloria mediante Jesucristo para siempre.

Amén. Fue escrita en Corinto para los romanos, enviada por medio de Febe, servidora de la iglesia de Cencrea.

¿Qué dice Marcos 16?

Versiones –

Versión Texto
Marcos 16:8 (texto indisputado) Y ellas se fueron huyendo del sepulcro, porque les había tomado temblor y espanto; ni decían nada a nadie, porque tenían miedo.
Final Largo (16:9–14) Habiendo, pues, resucitado Jesús por la mañana, el primer día de la semana, apareció primeramente a María Magdalena, de quien había echado siete demonios. Yendo ella, lo hizo saber a los que habían estado con él, que estaban tristes y llorando. Ellos, cuando oyeron que vivía, y que había sido visto por ella, no lo creyeron. Pero después apareció en otra forma a dos de ellos que iban de camino, yendo al campo. Ellos fueron y lo hicieron saber a los otros; y ni aun a ellos creyeron. Finalmente se apareció a los once mismos, estando ellos sentados a la mesa, y les reprochó su incredulidad y dureza de corazón, porque no habían creído a los que le habían visto resucitado.
Logion Libre (entre 16:14 y 16:15) Y ellos se disculparon diciendo: Esta era de anarquía y falta de creencias religiosas está bajo Satanás, quien no permite que la verdad y el poder de Dios prevalezcan sobre las cosas impuras de los espíritus. Por tanto, revela tu rectitud ahora, dijeron a Cristo. Y Cristo les respondió a ellos: El plazo de años del poder de Satanás se ha cumplido, pero otras cosas terribles se acercan. Y por aquellos que han pecado yo fui entregado a la muerte para que ellos regresen a la verdad y no pequen más, para que así ellos puedan heredar la espiritual e incorruptible gloria de rectitud que está en el cielo.
Final Largo (16:15–20) Y les dijo: Id por todo el mundo y predicad el evangelio a toda criatura. El que creyere y fuere bautizado, será salvo; mas el que no creyere, será condenado. Y estas señales seguirán a los que creen: En mi nombre echarán fuera demonios; hablarán nuevas lenguas; tomarán en las manos serpientes, y si bebieren cosa mortífera, no les hará daño; sobre los enfermos pondrán sus manos, y sanarán. Y el Señor, después que les habló, fue recibido arriba en el cielo, y se sentó a la diestra de Dios. Y ellos, saliendo, predicaron en todas partes, ayudándoles el Señor y confirmando la palabra con las señales que la seguían. Amén.
Final Corto Ellas comunicaron inmediatamente a Pedro y a sus compañeros todas estas instrucciones. Y después de esto, Jesús mismo envió por medio de ellos, desde el oriente hasta el occidente, el mensaje sacrosanto e incorruptible de la salvación eterna. Amén.
See also:  Que Dice La Biblia De La Sanidad?

¿Qué dice Mateo 22 27?

Mateo 22

  • 1 Y respondiendo Jesús, les volvió a hablar en parábolas, diciendo:
  • 2 El reino de los cielos es semejante a un rey que hizo una fiesta de a su hijo;
  • 3 y envió a sus siervos para que llamasen a los invitados a las bodas, pero no quisieron venir.
  • 4 Volvió a enviar otros siervos, diciendo: Decid a los invitados: He aquí, he preparado mi comida; mis toros y mis animales engordados he hecho matar, y todo está dispuesto; venid a las bodas.
  • 5 Pero ellos no hicieron caso y se fueron, uno a su labranza, y otro a sus negocios;
  • 6 y otros, tomando a los siervos, los afrentaron y los mataron.
  • 7 Y el rey, al oír esto, se enojó; y enviando sus ejércitos, mató a aquellos homicidas y prendió fuego a su ciudad.
  • 8 Entonces dijo a sus siervos: Las bodas a la verdad están preparadas; pero los invitados no eran dignos.
  • 9 Id, pues, a las salidas de los caminos y llamad a las bodas a cuantos halléis.
  • 10 Y salieron los siervos por los caminos y a todos los que hallaron, juntamente malos y buenos; y las bodas estuvieron llenas de convidados.
  • 11 Y entró el rey para ver a los convidados y vio allí a un hombre que no estaba vestido de boda,

12 y le dijo: Amigo, ¿cómo entraste aquí sin estar vestido de boda? Mas él enmudeció.

  1. 13 Entonces el rey dijo a los que servían: Atadle de pies y de manos, y tomadle y echadle a las ; allí será el llanto y el crujir de dientes.
  2. 14 Porque muchos son los, pero pocos los,
  3. 15 Entonces, se fueron los fariseos y consultaron cómo en alguna palabra.
  4. 16 Y le enviaron los discípulos de ellos, con los herodianos, diciendo: Maestro, sabemos que eres amador de la verdad, y que enseñas con verdad el camino de Dios, y que te cuidas de nadie, porque no haces acepción de personas.

17 Dinos, pues, ¿qué te parece? ¿Es dar tributo a César, o no? 18 Pero Jesús percibió la malicia de ellos y les dijo: ¿Por qué, hipócritas? 19 Mostradme la moneda del tributo. Y ellos le presentaron un denario.20 Entonces les dijo: ¿De quién es esta imagen y la inscripción? 21 Le dijeron: De César. Y les dijo: Dad, pues, a lo que es de César, y a Dios lo que es de Dios.

  • 22 Y oyendo esto, se maravillaron, y dejándole, se fueron.
  • 23 Aquel día se acercaron a él los, que dicen que no hay resurrección, y le preguntaron,
  • 24 diciendo: Maestro, Moisés dijo: Si alguno muere sin hijos, su se casará con su esposa y levantará descendencia a su hermano.
  • 25 Hubo, pues, entre nosotros siete hermanos; y el primero se casó y murió; y no teniendo descendencia, dejó su esposa a su hermano.
  • 26 De la misma manera también el segundo, y el tercero, hasta el séptimo.
  • 27 Y después de todos, murió también la mujer.

28 En la resurrección, pues, ¿de cuál de los siete será ella esposa?, porque todos la tuvieron.

  1. 29 Entonces, respondiendo Jesús, les dijo: Erráis, ignorando las y el poder de Dios.
  2. 30 Porque en la resurrección ni se ni se dan en casamiento, sino que son como los ángeles de Dios en el cielo.
  3. 31 Y de la resurrección de los muertos, ¿no habéis leído lo que os fue dicho por Dios, que dice:

32 Yo soy el de Abraham, y el Dios de Isaac y el Dios de Jacob? Dios no es Dios de muertos, sino de vivos.

  • 33 Y al oír esto, la gente estaba atónita de su doctrina.
  • 34 Entonces los fariseos, al oír que había hecho callar a los saduceos, se reunieron a una.
  • 35 Y uno de ellos, intérprete de la ley, preguntó para tentarle, diciendo:
  • 36 Maestro, ¿cuál es el gran mandamiento de la ley?
  • 37 Y Jesús le dijo: al Señor tu Dios con todo tu, y con toda tu alma y con toda tu mente.
  • 38 Este es el primero y grande mandamiento.
  • 39 Y el segundo es semejante a este: a tu prójimo como a ti mismo.
  • 40 estos dos mandamientos dependen toda la ley y los profetas.
  • 41 Y estando reunidos los fariseos, Jesús les preguntó,
See also:  Donde Habla La Biblia Sobre El Matrimonio?

42 diciendo: ¿Qué pensáis del Cristo? ¿De quién es Hijo? Le dijeron: De,

  1. 43 Él les dijo: ¿Cómo, pues, David, en el Espíritu le llama Señor, diciendo:
  2. 44 a mi Señor: Siéntate a mi derecha, hasta que ponga a tus enemigos por estrado de tus pies?
  3. 45 Pues si David le llama Señor, ¿cómo es su Hijo?
  4. 46 Y nadie le podía responder palabra, ni osó alguno desde aquel día preguntarle más.

¿Qué nos dice Mateo 16 19?

19 Y a ti te daré las a llaves del b reino de los cielos, y todo lo que c ates en la tierra será atado en los cielos; y todo lo que desates en la tierra será desatado en los cielos.

¿Qué fue lo que le dijo Jesús a Pedro?

Ahora te digo yo: tú eres Pedro, y sobre esta piedra edificaré mi Iglesia, y el poder del infierno no la derrotará. Te daré las llaves del reino de los cielos; lo que ates en la tierra, quedará atado en el cielo, y lo que desates en la tierra, quedará desatado en el cielo.»

¿Qué significa la palabra Cirene?

Sitio arqueológico de Cirene
Patrimonio de la Humanidad de la Unesco
Ruinas de Cirene
Localización
País Libia
Coordenadas 32°49′00″N 21°51′00″E  /  32.816666666667, 21.85
Datos generales
Tipo Cultural
Criterios ii, iii, vi
Identificación 190
Región Estados árabes
Inscripción 1982 (VI sesión )
En peligro desde 2016

Cirene fue una antigua ciudad griega en la actual Libia, la más importante de las cinco colonias griegas de la región, a la que dio el nombre de Cirenaica, utilizado todavía hoy en día. Está situada en el valle de Jebel Akhdar, En esta ciudad nacieron numerosos matemáticos, filósofos y geógrafos como Eratóstenes o Sinesio de Cirene, entre otros.

¿Qué significado tiene el nombre Lucio en la Biblia?

Etimología del nombre Lucio: – Lucio proviene del latín Lucius, que significa luz, Se ha usado para designar también a el que tiene la luz o entendimiento, Este nombre se menciona brevemente en el Nuevo Testamento en La Biblia para referirse a un cristiano en Antioquía,

¿Quién es Simón el que se llamaba Níger?

NIGER Niger (gr. Ní­guer; del lat. niger, ‘negro’). Sobrenombre de Simeón, un dirigente en la iglesia cristiana de Antioquí­a (Act 13:1). Nada se sabe de él, excepto que estaba presente cuando el Espí­ritu Santo encargó a Pablo y a Bernabé que salieran como misioneros al extranjero (vs 2-4). Nigromancia. Véase Nigromante.

Fuente: Diccionario Bíblico Evangélico (negro). Simón, llamado Niger: Uno de los profetas de Alejandrí­a, Hec 13:1.

Diccionario Bí­blico Cristiano Dr.J. Dominguez http://biblia.com/diccionario/ Fuente: Diccionario Bíblico Cristiano (Negro). Uno de los †œprofetas y maestros† que ministraban en la iglesia de Antioquí­a cuando Bernabé y Pablo fueron apartados para la obra misionera (Hch 13:1-2).

¿Qué le pasó a Himeneo y Alejandro?

El apóstol Pablo entregó a Himeneo a Satanás para que aprenda a no blasfemar. Pablo lo hizo por el amor fraternal que tenía a los hermanos. Porque Himeneo cayó en pecado, Pablo no dejó su amor por él. Pablo quería que él dejara su pecado y volviera a Cristo, por eso lo entregó a Satanás.

¿Dónde se encuentra Alejandro en la Biblia?

Historia – El registro más antiguo del nombre es la forma femenina, a-re-ka-sa-da-ra, ​ «Alejandra», escrita en en el, ​ Era uno de los, o títulos, de la diosa, generalmente entendido como ‘la que salva al guerrero’, con el que fue adorada en, ​ ​Allí, había construido un templo a Hera Aléxandros tras su huida de,

¿Que el Señor le pagué conforme a sus obras?

Dales conforme a su obra y según la maldad de sus hechos; dales conforme a la obra de sus manos; págales su merecido. y tuya es, oh Señor, la misericordia, pues tú pagas al hombre conforme a sus obras. Sea esta la paga del SEÑOR para mis acusadores, y para los que hablan mal contra mi alma.

¿Cómo se llamaba el padre de Alejandro y Rufo?

Simón de Cirene
Información personal
Nacimiento Siglo I a.C. juliano Cirene, Norte de África
Fallecimiento Siglo I
Familia
Hijos Rufo de Aviñón
Información profesional
Información religiosa
Canonización Santo Bíblico
Festividad 1 de diciembre – Iglesia católica 1 de diciembre – Iglesia ortodoxa
Atributos La Cruz de Jesús.
Venerado en Iglesia católica popularmente, no oficial en el santoral católico Iglesia ortodoxa Iglesia Anglicana Islam
Patronazgo de los servidores de los más desfavorecidos

San Simón de Cirene o El Cirineo fue, según los evangelios de Marcos, ​ Mateo ​ y Lucas, ​ la persona que ayuda a cargar con la cruz de Jesús hasta el Gólgota, donde luego sería crucificado. Se dice que ‘venía del campo’, y en el evangelio de Marcos se hace referencia a él como ‘padre de Alejandro y de Rufo’.

  • No hay ningún dato más acerca de él en el Nuevo Testamento,
  • Su ciudad de origen, Cirene, estaba situada en el norte de África.
  • Según la tradición, sus hijos Rufo y Alejandro se hicieron misioneros.
  • El hecho de que se mencione sus nombres sugiere que pudo tratarse de personajes relevantes en el cristianismo primitivo.

Simón de Cirene no está canonizado oficialmente en el santoral y martirologio Romano Católico, pero en la piedad popular se le considera santo por los méritos de ayudar al Mesías a cargar la Cruz. En la Iglesia de Oriente u Ortodoxa sí es considerado Santo y se celebra su memoria el 1 de diciembre.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *